¿Qué debo saber para adquirir la mejor alarma para motos?

Última actualización: 18.05.24

 

Las motos son vehículos que suelen llamar la atención de los ladrones por ser más accesibles al robo. Para hacer frente a estos delitos, han aparecido varios sistemas de protección, siendo las alarmas uno de los más efectivos. Con la cantidad de opciones disponibles, hay que saber buscar y hacer una elección basada en mayores beneficios de seguridad.

 

La popularidad de los sistemas de alarma para motocicletas se incrementa entre los usuarios, como un mecanismo de prevención o alerta temprana para impedir el robo de estos vehículos de dos ruedas, que por lo general tienden a ser más atractivos que los coches, porque son más livianos y fáciles de mover. 

 

Robos a la orden del día

Según algunas estimaciones no oficiales, se cree que una gran parte de los hurtos que ocurren en España en lo referente a automotores corresponde a las motocicletas. Ante esta situación y buscando una adecuada protección para el vehículo, es necesario contar con un dispositivo de alarma. En la actualidad, son muchas las marcas y modelos que hay disponibles. Cada una de las alternativas ofrece diferentes atributos y ventajas que se ajustan a los requerimientos particulares, al tiempo que presentan diferentes niveles de seguridad y están equipadas con distintos sensores. 

Por ello, antes de tomar una decisión apresurada, lo conveniente es que sepas qué características buscar, así como cuáles son las ventajas de cada modelo. Todo esto se intentará descifrar a continuación. Además, se darán respuesta a las interrogantes más frecuentes que se plantean los usuarios. 

 

 

No te alarmes, busca una alarma 

Es cierto que los robos están a la orden del día, pero en lugar de entrar en desesperación, lo conveniente es analizar las opciones y hacer una elección inteligente. Por ello, lo primero es saber que una alarma de motocicletas es un sistema que, luego de estar activado, emitirá una señal acústica si el vehículo intenta ser movido de forma no autorizada. 

Estos mecanismos de protección son una acción de prevención ante un posible robo, no una respuesta. En otras palabras, aunque no necesariamente pueden evitar que ocurra, logran emitir una alerta temprana e incluso llegan a frustrar el delito. 

 

Un funcionamiento sencillo

Estos sistemas funcionan al conectar el dispositivo de alarma al vehículo. Luego de la instalación, de forma automática el sonido de alerta se disparará cuando haya movimientos fuertes cerca de la moto o cuando se intente manipular, sin haber desconectado la alarma previamente. 

Es importante comentar que no todos los modelos tienen el mismo sistema de funcionamiento, siendo un requisito indispensable que su funcionalidad sea sencilla y su activación sensible, pero que, por ejemplo, sea capaz de discriminar el viento de un toque. De lo contrario, pasará todo el día activada. 

Por lo general, un sistema de alarma no solo incluye el dispositivo. Las diferentes marcas presentan alternativas en kits. Estos están integrados por la sirena, los sensores de movimiento, los mandos o controladores, entre otros objetos. 

 

Las modalidades más populares

  • Alarma para motocicleta antirrobo: Este modelo es compatible con las motocicletas Yamaha, así como con la mayoría de modelos que funcionen con baterías 12/24 voltios. Está equipado con sensores de choque ajustables en cuatro niveles. Cuando se activa, emite un sonido de 125 decibelios y se encienden las luces intermitentes. Su precio es económico, de menos de 10 euros. 
  • Alarma para moto con GPS: Comúnmente catalogada como la mejor alarma para moto del mercado (verifica en este enlace algunas opciones de compra), esta alternativa está integrada por un sistema de seguridad con alto grado de protección. Una de las ventajas de este modelo es que si bien no puede frustrar el robo, sí se puede tener un seguimiento de la ubicación, gracias al sistema de GPS que está incluido en la alarma.

De acuerdo con su funcionamiento, se emite una señal GPS que va hacia el ordenador o móvil que se haya afiliado al momento de hacer la instalación o emitirá un aviso a la compañía encargada de la seguridad de la motocicleta. En cualquier caso, al tener esta información, se puede contactar con las autoridades para recuperar la motocicleta, ya que se tendrá la ubicación exacta de dónde se encuentra el vehículo tras el hurto. 

  • Alarma moto Spy: Los sistema Spy son alarmas que tienen un proceso de fácil instalación, que avisan mediante un sonido si existe alguna eventualidad con la motocicleta. Por lo general, incorporan un mando para activar y desactivar a una distancia de hasta 2 kilómetros. Desde este control se puede habilitar o cerrar el sistema de arranque y, en algunos casos, el control puede llegar a vibrar cuando la alarma se dispara. 

 

Cada una de estas alternativas resulta una opción adecuada según el caso y las necesidades de seguridad. Por ello, antes de tomar una decisión de compra, se necesita hacer un análisis del uso del vehículo de dos ruedas, las horas que permanece solo y el lugar. Con esta información se podrá acceder al mejor sistema de alarma para cada caso.

 

 

La instalación

Por lo general, los sistemas de alarmas, cualquiera que sea el tipo, son sencillos de instalar e incluyen el manual de instrucciones con los pasos que se deben seguir para completar el proceso con éxito. No se requieren de muchos implementos, pero sí se necesita una noción básica de circuitos eléctricos y cables, ya que será necesario hacer algunas conexiones al tablero. 

Por ello, si no se siente seguridad para completar la instalación, no se tiene dominio de las piezas que se incluyen en el sistema de alarma y, si el modelo no incluye las instrucciones, entonces será necesario acudir a un técnico o profesional que se encargue de llevar a cabo el proceso de manera eficiente.

De esta forma, se asegurará que la alarma ha quedado bien instalada y que su funcionamiento será el correcto para activarse cuando haya movimientos sospechosos alrededor de la motocicleta o cuando personas ajenas intenten mover el vehículo de dos ruedas sin autorización. De igual modo, en un centro especializado se encargarán de ajustar los sensores y el resto de los componentes.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS